Inicio España El Reino Unido retiró la Orden del Imperio a la exjefa de...

El Reino Unido retiró la Orden del Imperio a la exjefa de Correos por «desacreditar el sistema de honores»

0

MADRID, 23 (EUROPA PRESS)

La exdirectora ejecutiva de la Oficina de Correos de Reino Unido Paula Vennells ha sido despojada de la Orden del Imperio por «desacreditar el sistema de honores» del país en relación con el escándalo de los cientos de empleados que fueron condenados por robo entre 1999 y 2015 debido a un sistema informático defectuoso.

Vennells dirigió el sistema postal británico mientras se negaba de forma sistemática que hubiera ningún tipo de contratiempo con el sistema de software que provocó que directores y subdirectores fueran procesados y condenados por contabilidad falsa y otros se vieran arruinados económicamente, según recuerda Sky News.

La exdirectora ejecutiva postal recibió la Orden del Imperio Británico en grado de comendadora en 2019 en una decisión que fue ampliamente criticada al producirse en medio de las consecuencias del escándalo. Vennells anunció hace un mes que renunciaría a el reconocimiento, si bien finalmente ha sido reitrada por el Carlos III.

Leer más:  El Partido Popular de la Comunidad Valenciana pide al Gobierno que establezca un Fondo Forestal Nacional para mejorar y hacer más eficiente la gestión de los bosques

Entre 1999 y 2015 se juzgó a un total de 736 jefes basándose en información obtenida por el sistema informático Horizon en lo que se ha calificado ya como el «el mayor fracaso del sistema judicial en la historia de Reino Unido». Fueron acusados e incluso condenados por robo, fraude o fallos contables.

El secretario de Estado de Correos, Kevin Hollinrake, confirmó el jueves que Londres planea aprobar una ley con la que busca anular decenas de estas condenas. Hollinrake reconoció que la norma podría exonerar a algunos culpables, pero señaló que es «el precio a pagar» para absolver a «muchas personas inocentes».

Ya el pasado mes de septiembre el propio secretario de Estado anunció que el Gobierno estaba dispuesto a conceder indemnizaciones de 600.000 libras –más de 700.000 euros– «sin condiciones ni peros» a cambio de que los condenados cesaran sus demandas tras comprobar que las pruebas del software eran falsas.


- Te recomendamos -