Inicio comunidad de madrid Más Madrid busca «resistir y crecer» con una propuesta laborista, cercana al...

Más Madrid busca «resistir y crecer» con una propuesta laborista, cercana al barrio y siendo «el partido de la vivienda»

0

MADRID, 13 (EUROPA PRESS)

Más Madrid busca «resistir, consolidar y crecer» en una fase en condiciones de avanzar en una propuesta laborista, pegada a los barrios, redoblando esfuerzos para acercarse a los jóvenes y siendo «el partido de la vivienda».

Son algunas de las conclusiones del documento político que Más Madrid Ciudad presentará este sábado, al que ha tenido acceso Europa Press, aprobado en el Plenario de la formación y que han ido desarrollando en estos meses.

Quieren que los próximos meses y años sean un «horizonte de esperanza para el Madrid progresista», con una opción que concurra dentro de cuatro años «pero también dentro de ocho o de doce, que no cambie de identidad, de marca y de referentes cada pocos meses», recoge el texto, al que ha tenido acceso Europa Press.

«Hemos superado una escisión patrocinada por el PP, encuestas inicialmente desalentadoras y un escenario político tremendamente complicado en medio de una pandemia. Si en 2021 sorprendimos con un resultado que nadie esperaba, en 2023 hemos demostrado una enorme capacidad de resistencia en una campaña complejísima para la izquierda, que se llevó por delante varios gobiernos y organizaciones progresistas a lo largo de todo el territorio nacional», han apuntado poniendo en valor que han sido «capaces de resistir mejor que otras fuerzas de izquierdas».

Y todo ello con «un estilo propio, positivo, transversal, que no da nada por perdido ni alecciona, centrado en los asuntos que de verdad importan y en la agenda madrileña». Tampoco obvian las carencias de la organización porque todavía es «insuficiente para ganar al PP».

«Seguimos siendo una organización pequeña que ha tenido que construirse mientras encaraba un durísimo ciclo electoral. Ahora nuestra tarea es desarrollar la organización, mejorar su gobernanza, crecer en militancia, seguir arraigando en cada barrio de la ciudad, avanzar en la formación de nuestros cuadros, vincularnos más al tejido social y cultural de la ciudad, construir una nueva cultura política y organizativa, democrática, abierta, participativa, diversa», se comprometen.

Leer más:  Lobato considera a Zapatero como un "ejemplo y orgullo para todos los socialistas"

NO BASTA UN ESCÁNDALO DE CORRUPCIÓN PARA TUMBAR AL PP

Creen que sería caer en el autoengaño pensar que este ciclo dominado por el PP se puede derrotar a través de «acciones relámpago». «No vamos a dar un vuelco electoral ni con una jugada política genial ni por un escándalo de corrupción que haga que un poder tan consolidado se derrumbe como un castillo de naipes. Sólo vamos a avanzar a través del trabajo sostenido a largo plazo, consolidando posiciones, marca y referentes, haciéndonos más confiables, visibles y cercanos para la ciudadanía, demostrando que no somos flor de un día», apuntan.

El objetivo es dar «ánimo a una ciudadanía progresista que, tras los resultados de 2021, repetidos en 2023, puede tener la tentación de pensar que es imposible ganar Madrid». Además de «consolidar Más Madrid», la tarea ahora es «transmitir un horizonte de cambio, con esperanza, pero también con realismo y sin ocultar las dificultades y debates políticos, con una organización sólida y una estrategia solvente».

«Tenemos que llenar de esperanza el horizonte de 2027 y para eso nos toca luchar contra la habitual resignación de las y los progresistas madrileños y hacerlo además de cierta desorientación en el conjunto de la izquierda española. Necesitamos ensanchar los márgenes políticos de Más Madrid, convertirnos en el lugar de encuentro de la gente progresista de Madrid, hayan votado lo que hayan votado en anteriores citas, voten lo que voten en las elecciones generales», instan.

LA NECESIDAD DE QUE SUMAR DEFINA SU RELACIÓN CON LOS TERRITORIOS

En clave europea, en Más Madrid son conscientes del terreno que va ganando la ultraderecha mientras que en el terreno nacional no obvian los «problemas» del bloque progresista, «con una mayoría exigua, condicionada por la necesidad de tomar medidas impopulares como la amnistía, y con enormes dificultades para sacar adelante cualquier votación en el Congreso».

Leer más:  Pasan a disposición judicial los feriantes detenidos por la reyerta multitudinaria del martes en Padre Damián

Sumar y Más Madrid han llegado a un acuerdo después de varias intensas reuniones de negociación para concurrir juntos a las elecciones europeas, donde el partido liderado por la ministra de Sanidad, Mónica García, ocupará el puesto número cinco de la lista encabezada por la que hasta ahora era presidenta de la Comisión Española de Ayuda al Refugiado (CEAR), Estrella Galán, según han confirmado a Europa Press fuentes de Más Madrid.

«Golpeado por la corrupción y la pérdida de poder territorial, no está claro que el PSOE se vaya a mantener en una actitud de colaboración o competencia virtuosa en la izquierda mientras que Sumar necesita definir su perímetro, su oferta política y su relación con los territorios cuanto antes si no quiere salir muy debilitado de un calendario electoral muy exigente», advierten.

En cuanto al PSOE-M, «que parece renunciar a gobernar», Más Madrid debe aparecer «como una fuerza generosa y dirigente, la que se hace cargo de los intereses del conjunto del bloque progresista», de quienes siempre les han votado pero también de quienes votan a otras opciones en elecciones generales, de quienes les miran «con simpatía» y también de quienes «en algún momento han tenido diferencias» con ellos.

MÁS PARTICIPACIÓN EN EL MOVIMIENTO SINDICAL Y OTROS RETOS

Hecho este análisis, Más Madrid señala algunos de los principales movimientos de la ciudad en la próxima, como «más vinculación y participación en el movimiento sindical», «trabajar con un movimiento feminista que mantenga y aumente su fuerza llegando hasta el último barrio de la ciudad» o «ser parte de un movimiento vecinal dinámico, capaz de incorporar a nuevas generaciones de militantes».

Sin olvidar una estrategia para la acción política en las universidades y para trabajar con el movimiento estudiantil, consolidar la relación con el movimiento ecologista y de lucha contra la emergencia climática y colaboración con las entidades de la intervención social más arraigadas en los barrios.

Leer más:  "Más Madrid critica a Feijóo por su intención de pactar con Meloni, cuyo partido se encuentra orgulloso del legado de Mussolini"

«HABLAR DE LO QUE LE IMPORTA A LA GENTE»

«Pero la política no es sólo el programa. Tenemos que hablar de lo que le importa a la gente y de lo que habla la gente, sea competencia de quien sea», subrayan, lo que implica que, aunque Más Madrid sea una fuerza municipalista y madrileña, «debe tener discurso» más allá de lo municipal y regional. «Hay que pelear por la visibilización de los problemas cotidianos en una agenda informativa absolutamente nacionalizada», han constatado.

«Más Madrid debe ser la fuerza de los barrios. La fuerza que habla de lo que importa donde vive la gente: de la imposibilidad para acceder a la vivienda, del colegio o el parque de los niños, del centro de salud o la residencia de mayores», insisten.

«EL PARTIDO DE LA VIVIENDA»

Al ser la vivienda «el principal problema de esta ciudad» y ante la «emergencia habitacional», Más Madrid llama a que este asunto ocupe gran parte de actividad política. Su apuesta pasa por regular el mercado, construcción de vivienda pública, acabar con las VUT ilegales, declarar zonas tensionadas para topar los alquileres y de tanteo y retracto en las que las administraciones pueden ampliar el parque público.

Otro pilar de Más Madrid es el ser «una fuerza verde y feminista para la gente trabajadora». «En esta fase estamos en condiciones de avanzar en una propuesta laborista incorporando entre nuestras prioridades la defensa de los salarios, la reducción de la jornada laboral o el reforzamiento del papel de los sindicatos», apuntan.

Otro es poner el foco en los jóvenes, «entre quienes fueron nuevos votantes en 2023 y quienes lo serán en 2027». «Si queremos ganar, necesitamos un fortísimo apoyo entre los más jóvenes. En un escenario de poca transferencia entre bloques, llegar a nuevos votantes y movilizar jóvenes abstencionistas es clave y más importante todavía es vincular a más jóvenes a la militancia política y social», concluyen.


- Te recomendamos -