Inicio Castilla La Mancha Albacete Fisios y familias de niños con discapacidad de CLM demandan acabar con...

Fisios y familias de niños con discapacidad de CLM demandan acabar con la temporalidad y contratar a más personal

0

ALBACETE, 21 (EUROPA PRESS)

Contratos temporales, una ratio de alumnos elevada y recorriendo cerca de 500 kilómetros semanales son algunas características de la manera de trabajar de los 45 fisioterapeutas educativos que el Gobierno regional ha contratado para el curso académico 2021/2022.

Una situación de “precariedad” que denuncian desde la Central Sindical Independiente y de Funcionarios (CSIF) y desde la asociación de apoyo a niños con discapacidad ‘Un@ más’.

“Denunciamos la precariedad laboral de los fisios temporales en el ámbito educativo y el déficit de profesionales para cubrir las necesidades del alumnado” ha manifestado la delegada sindical del CSIF, María Isabel Algaba, que ha demandado la creación de plazas estructurales “para un colectivo que lleva encadenando contratos temporales más de 15 años”.

Una petición que justifican en el incremento del número de alumnos que precisan esta atención.

“En el curso 2005-06 la primera fisio temporal que se contrató tenía seis alumnos, en la actualidad hay siete fisios en Albacete que atienden a un total de 129 alumnos, no es una necesidad puntual” explicaba Algaba.

DISPERSIÓN GEOGRÁFICA

A este aumento de la ratio se suma la cobertura a centros de diferentes localidades, que se ve agravada por la dispersión geográfica de provincias como Cuenca o Guadalajara.

“Los profesionales itinerantes se desplazan en un mismo día a diferentes municipios con sus propios vehículos, invirtiendo muchas veces más tiempo de la jornada laboral en desplazamientos que en atender a sus alumnos”.

Es el caso de Mar Ortega, fisioterapeuta itinerante en Cuenca desde 2010. “Cuenca se divide en seis zonas y cada plaza de fisio abarca distintos centros, muchos de ellos se encuentran a 60, 70 u 80 kilómetros unos de otros, llegando a hacer en una semana hasta 500 kilómetros”.

Ortega también critica la demora en la contratación y la incorporación al trabajo del personal.

“Empezar el 9 de septiembre ya es un problema porque empezamos con 15 alumnos repartidos en localidades y en centros con compañeros docentes que ya han hecho el horario y tú te tienes que ajustar los kilómetros, los niños y los centros a un horario casi imposible”.

Sin embargo, según destaca la fisio, el problema más grave sigue siendo la falta de estabilidad.

“Cada pocos meses los alumnos se enfrentan a un cambio de profesional, estamos hablando de niños que, a parte de tener una discapacidad motora, muchos también tienen trastornos del espectro autista (TEA), por lo que tienen que adaptarse a nuevos profesionales que, además, no vienen de trabajar en colegios, sino en entornos clínicos con adultos”.

PROPAGANDA POLÍTICA

Asimismo, Ortega ha acusado a la administración de “hacer pura propaganda política” con el servicio.

“Anunciaron que contrataron a 45 profesionales, pero no has contratado a 45 profesionales más, has contratado a 45 distintos a los que ya echaste en junio”.

Situación que repercute “negativamente” en estos niños que, según señala la presidenta de ‘Un@ más’, Lourdes Alcolea, “en el mejor de los casos reciben dos sesiones de fisio a la semana”.

Lourdes es madre de Luna, una niña de 18 años con discapacidad física y cognitiva, y, desde su experiencia, asegura que “no basta con dos horas a la semana para niños que se encuentran en pleno desarrollo físico, necesitan, por lo menos, media hora todos los días”. “Demandamos más fisios y más sesiones para nuestros hijos”.

Asimismo, Alcolea ha pedido “igualdad de condiciones” para sus hijos.”Queremos dejar de ser los grandes discriminados en educación, otros niños con otros trastornos tienen sus aulas TEA, pero nosotros siempre nos hemos sentido discriminados en educación”, ha concluido.