Inicio murcia Froet teme que si Educación no abandona su “posición numantina” el próximo...

Froet teme que si Educación no abandona su “posición numantina” el próximo curso se inicie sin autobús escolar

0

Pérezcarro: “A las empresas les da lo mismo, o prefieren, dejar de trabajar que hacerlo a unos precios que van a ser catastróficos”

MURCIA, 21 (EUROPA PRESS)

La Federación Regional de Organizaciones y Empresas de Transporte de Murcia (Froet) teme que el regreso a las aulas en septiembre sea una repetición del fin de curso actual: sin servicio de autobús escolar para los centros públicos de Primaria y Secundaria dependientes de la Consejería de Educación y Cultura.

“No entendemos este comportamiento de la Consejería, esta cerrazón en mantener unas posiciones numantinas, pero además engañándonos, porque nos han estado tomando el pelo”, ha apuntado el secretario general de Froet, Manuel Pérezcarro, quien compareció en rueda de prensa flanqueado por el presidente y el secretario de la sección de Viajeros, Juan Jesús Martínez y Antonio Torres, respectivamente.

Mientras tenía lugar la comparecencia ante los medios, unos 200 autobuses y cerca de un centenar de trabajadores y empresarios procedentes de distintos puntos de la Región de Murcia se repartían por las zonas de aparcamiento aledañas a Froet, según informaron fuentes de la Federación en un comunicado.

Una imagen visual que resume el primero de los tres días sin transporte escolar convocados por Froet por la publicación del convenio marco sin escuchar al sector, incumpliendo la Consejería de Educación su propio compromiso dado el pasado otoño.

Además, en aquella fecha, los responsables educativos también prometieron prorrogar por tres años el convenio vigente, lo que parece que tampoco se va a cumplir, toda vez se ha enviado el nuevo para su publicación en el Diario Oficial de la Unión Europea (DOUE). El plazo para suscribir la citada prórroga acaba el próximo 30 de junio, esto es, en nueve días.

“Los políticos tienen que ser serios en sus compromisos y nosotros tenemos que ser serios prestando los servicios. Nosotros cumplimos nuestra parte pero ellos no la suya. Hasta aquí hemos llegado”, sentenció Pérezcarro, quien recalcó y reiteró la disposición al diálogo por parte de Froet “como hemos hecho siempre”.

IMAGEN REAL DEL SECTOR

Preguntado por lo que va a pasar a partir de ahora, Pérezcarro ha dicho desconocerlo, pero reconoció que “tal y como está la cosa, probablemente tampoco haya transporte escolar el 15 de septiembre si esto no se soluciona de manera inmediata”.

Por ello, ha conminado a Educación a que “ponga cordura a este sinsentido y a esta sinrazón y que se siente con nosotros”, con el fin de poder trasladarle una imagen real del sector del transporte escolar, porque la Consejería “sabrá mucho de Enseñanza, pero desconoce lo que supone empresarialmente prestar un servicio que tiene que ser público y de calidad”.

Y es que, ha recordado el secretario general de Froet, el pasado convenio marco –que la patronal murciana del transporte impugnó dándole la razón el tribunal competencial–, planteaba un precio de salida de media un 30% inferior al actual, que tiene ya nueve años de antigüedad.

En esta década, el servicio de transportes no sólo se ha encarecido por el alza de los carburantes y los nuevos requerimientos medioambientales y de seguridad, sino por otros condicionantes que tienen que ver con la prestación del servicio en función de cada línea.

Sin embargo, Froet cree que, si el nuevo convenio toma como referencia el anterior que fue impugnado, las empresas se van a enfrentar a una situación en las que “les dará lo mismo, o preferirán, dejar de trabajar, que hacerlo a unos precios que van a ser catastróficos y en unas condiciones que no se pueden soportar” para una mercantil.

Igualmente, las condiciones planteadas por la Consejería en el anterior pliego conllevan una precarización laboral impropia para una Administración pública. Como ejemplo, los sueldos de los monitores bajan de 47 a 28 euros/día, y no reconoce el trabajo de los chóferes al no computar las horas que el autobús tarda en recorrer el trayecto entre las cocheras y la primera/última parada de la ruta escolar.

SERVICIO ESENCIAL

Por todo ello, Pérezcarro dijo no saber “qué está persiguiendo la Consejería, cuando somos un servicio esencial para la propia consejería”.

“Hemos cumplido durante toda la trayectoria de este servicio más que suficiente, incluso hemos prestado servicios gratuitos cuando se nos ha requerido, pero cuando peor estamos, cuando no se ha movido ni un autobús por la pandemia, nos encontramos que, además, nos anuncian que no van a indemnizar a los autobuses escolares que estuvieron parados mientras los colegios estaban cerrados, ni tampoco al transporte turístico porque los han dejado fuera de las ayudas Covid-19, pese a que se están otorgando en otras comunidades autónomas”.

De ahí que reiterara el ofrecimiento al diálogo y a retomar un convenio que sea “justo, razonable y equitativo” para el sector.