Inicio Islas Baleares Baleares no ve indicios de incremento brusco de contagios pero apela a...

Baleares no ve indicios de incremento brusco de contagios pero apela a prudencia para relajar restricciones

0

PALMA, 6 (EUROPA PRESS)

El portavoz del Comité Autonómico de Gestión de Enfermedades Infecciosas, Javier Arranz, ha señalado este martes que no se ven indicios de que se vaya a producir un incremento brusco de contagios tras la Semana Santa y la Pascua pero ha apelado a la prudencia a la hora de pensar en relajar las medidas de control.

En una rueda de prensa para actualizar la incidencia de la pandemia y evaluar el proceso de vacunación, Arranz ha insistido en que lo razonable es esperar al menos diez días desde los días señalados o eventos para analizar su impacto en las cifras de contagios aunque, según ha apuntado, las actuales incidencias a 14 días –en torno a 60 casos por cada 100.000 habitantes– y a siete días –sobre 25 casos– no llevan a sospechar que vaya a registrarse una “aceleración descontrolada” de los contagios.

En todo caso, el portavoz ha invitado a ser prudente en el momento de pensar en relajar restricciones porque el aumento de la movilidad y las reuniones sociales asociadas a los días de fiesta siempre tienen efectos en los contagios. En esta línea, la consellera de Salud y Consumo, Patricia Gómez, ha apuntado es que “lo razonable” es que las medidas especiales aprobadas por en el Consejo Interterritorial para Semana Santa y Pascua caduquen este domingo, como estaba previsto, y el resto, las revise el Consell de Govern este viernes.

La consellera ha explicado que se está haciendo una “evaluación exhaustiva” de la situación para abordar los cambios en las restricciones, aunque ha destacado el “alto grado de cumplimiento de las medidas” y el “comportamiento ejemplar” de la mayoría de la ciudadanía.

Arranz, por su parte, ha preferido no hablar de una posible cuarta ola sino de la necesidad de mantener los actuales niveles de incidencia el mayor tiempo posible.

En todo caso, según ha apuntado, desde el inicio de la Semana Santa se han detectado en Baleares una decena de brotes vinculados a ámbitos familiares o sociales que, sin embargo, no tienen influencia en la transmisión comunitaria porque están controlados por las labores de rastreo.

ESTABILIDAD DE LAS CIFRAS

Las cifras tanto de incidencia como de ingresos hospitalarios llevan al doctor Arranz a hablar de estabilidad. Así, según ha detallado, los ingresos hospitalarios se han reducido un 39 por ciento en un mes y los pacientes en UCI (19) son la mitad respecto a hace 30 días.

Arranz ha destacado igualmente la actual tasa de positividad, que se sitúa alrededor del 1,15 por ciento.