Inicio España TURISMO.-La pandemia hunde un 62% la inversión hotelera en España por debajo...

TURISMO.-La pandemia hunde un 62% la inversión hotelera en España por debajo de los 1.000 millones de euros

0

El drenaje de caja de los hoteles, unido al apetito inversor de los fondos, llevará a una recuperación a finales de año

MADRID, 21 (EUROPA PRESS)

La pandemia del coronavirus ha impactado de forma sustancial en el mercado hotelero español que en 2020 alcanzó una inversión de 955 millones de euros, lo que supone un 62,1% menos que el año anterior, según el informe del Mercado de Inversión Hotelera en España elaborado por la consultora Colliers International, que asegura que el 50% de la inversión se concentró en el cuarto trimestre del año por lo que confía en que la reactivación se lleve a cabo a finales de 2021.

El sector inversor se muestra optimista de cara a este año que acaba de comenzar y aunque todavía se esperan tres o cuatro años “complicados”, lo importante es conseguir “aguantar” porque las inversiones volverán a España a corto plazo.

Miguel Vázquez, ‘managing partner’ de hoteles en Colliers, y Laura Hernando, ‘managing director’ de este departamento, presentaron este jueves las conclusiones del sector y las previsiones para 2021 durante un encuentro digital.

“El reto en los próximos años es intentar sobrevivir en un contexto en el que la financiación bancaria de momento se centra en apoyar a empresas con riesgo sistémico como touroperadores o compañías aéreas, así como grandes clientes”, explicó Vázquez, quien afirmó que las opciones para sobrevivir pasarían por generar caja: a través de la introducción de nuevos inversores, integraciones en grupos de mayor solvencia o transacciones corporativas.

Por todo ello los expertos confían en que el segundo trimestre del año será “de extraordinaria actividad” ya que en los próximos meses confluirán “el desgaste de los propietarios por el drenaje de caja con la presión de los fondos con elevada liquidez destinada a ser invertida en hoteles provocando el cierre más dinámico de operaciones”.

LA INVERSIÓN SE RECUPERARÁ A FINAL DE AÑO

Por ello, se estima que en el momento en que los flujos turísticos se reactiven España podría situarse en unos niveles de inversión hotelera cercanos a los 2.000 millones de euros “fácilmente”, teniendo en cuenta además que en estos momentos del año ya tienen a la vista operaciones en marcha con cifras que rondarían los 1.450 millones de euros.

La administración masiva de vacunas sería, según la consultora, el impulso más necesario para el futuro inmediato del sector turístico. “España es generadora neta de ingresos por turismo y tiene que dar la imagen de destino sanitariamente seguro al mercado. Esto es absolutamente clave para la recuperación del sector”, explicó Vázquez.

Colliers asegura que lo primero que se recuperará será la demanda de ocio y posteriormente la de negocio. El turista está deseando volver a viajar, por eso la recuperación de la ocupación hotelera será rápida en cuanto la situación epidemiológica lo permita. A esto se suma que muchas familias tendrán más renta disponible para gastar con lo que la demanda se podría reactivar de forma inmediata.

La demanda de negocio es más desfavorable, sobre todo porque teniendo en cuenta la irrupción de nuevas tecnologías de videoconferencia y el cambio en la dinámica de las reuniones sin desplazamiento, esto afectará de forma estructural a la demanda de viajes de negocio que caerán en picado en los próximos años, con lo que ello supondrá para hoteles urbanos.

“El año 2020 se erige como el peor de la historia del turismo de España, con un impacto muy significativo en la economía española dada su gran dependencia del sector. Esto ha ocasionado un gran drenaje en las cajas de las cadenas hoteleras y operadores turísticos”, asegura la consultora, que no obstante destaca que esta crisis ha llegado en un momento en que el sector estaba muy bien capitalizado porque venía de años de cifras récords por lo tanto tenía “cierta capacidad de aguante”.

LOS INVERSORES INTERNACIONALES ENTRAN EN ESCENA

El pasado año, la inversión hotelera en España cayó un 62%, hasta los 955 millones, frente a los 2.518 millones registrados en 2019, esto supone una disminución del 62,1%. Esta bajada está en línea con el resto de países europeos.

La mayor parte de esta cifra (90%) corresponde a transacciones hoteleras existentes. En 2020se transaccionaron en España un total de 68 hoteles y 7.228 habitaciones frente a los 99 hoteles y 16.314 habitaciones de 2019. Adicionalmente, se transaccionaron otros 14 activos entre suelos para desarrollo de hoteles e inmuebles para reconversión a hotel.

El informe también muestra cómo la retirada de los inversores nacionales que habían surgido en 2019 (sobre todo socimis) ha dejado la inversión casi en exclusiva en manos de los internacionales, que acapararon el 64% de las inversión, unos 611 millones de euros, frente a los 344 millones de euros de los nacionales.

En el plano nacional destacan inversores como Mazabi y Meridia Capital, junto con las cadenas hoteleras como Dreamplace, Catalonia y Alegría, que acaparan la mayor parte de la inversión. Continúa el protagonismo de inversores internacionales de diferente perfil como Emin Capital, Activum SG, LMEY o Blantyre Capital.

INVERSIONES EN GRANDES CAPITALES E ISLAS

La consultora asegura que en 2020 la práctica totalidad de la inversión (75%) se concentró en destinos ‘prime’, como Madrid, Barcelona (superando por primera vez a la capital española) y los archipiélagos, con un claro protagonismo del hotel vacacional (64% frente al 36% del urbano).

A nivel geográfico, Baleares y Canarias fueron los destinos protagonistas con 320 y 140 millones de euros, respectivamente, concentrando más del 50% del total (460 millones de euros) y aumentando su relevancia respecto a 2019, año en el que acapararon el 31% de la inversión total.

Barcelona, con 151 millones de euros de inversión, supera en un 50% la cifra de Madrid (97 millones de euros). Fuera de los cuatro principales destinos la inversión ha sido mucho menos relevante, destacando Cádiz, Almería y Málaga, que suman un total de 127 millones de inversión.

En 2020 se transaccionaron solo seis carteras hoteleras (23 hoteles y 3.390 habitaciones), por un total de 248 millones de euros.

El precio medio por habitación de los hoteles transaccionados experimentó una corrección del 8,2% hasta los 118.800 euros/hab., aunque con gran dispersión de precios entre los 68 hoteles transaccionados (desde los 400.000 a los 50.000 euros)

La mitad de la inversión de todo el año se concentró en el cuatro trimestre, con 481 millones de euros. En este periodo se cerraron muchas operaciones que habían quedado paralizadas por el estado de alarma.