Inicio España La ONU condena las matanzas en el este de RDC y alerta...

La ONU condena las matanzas en el este de RDC y alerta de que la situación es “alarmante e inaceptable”

0

MADRID, 22 (EUROPA PRESS)

Naciones Unidas ha condenado las recientes matanzas en la provincia de Kivu Norte, en el este de República Democrática del Congo (RDC), y ha alertado de que la situación es “alarmante e inaceptable”, ante un repunte de los ataques durante los últimos meses, especialmente en el territorio de Beni.

El coordinador humanitario de la ONU en RDC, David McLachlan-Karr, ha resaltado que el deterioro de la situación humanitaria se sucede desde hace años en medio de la inmunidad y ha pedido a los grupos armados que “respeten sus obligaciones con el Derecho Humanitario y protejan a personas e infraestructuras civiles”.

“Condeno firmemente estos actos de violencia, que contribuyen fuertemente a aumentar la vulnerabilidad de las poblaciones”, ha manifestado, en medio de un aumento de los ataques e incidentes violentos desde noviembre de 2019 tanto en Kivu Norte como en la adyacente provincia de Ituri.

La oficina de McLachlan-Karr ha destacado en un comunicado que “los civiles, mayoritariamente las mujeres y los niños, son objetivo de repetidas violencias que han dejado más de 150 muertos entre el 11 de diciembre de 2020 y el 10 de enero de 2021, mientras que más de cien personas han sido secuestradas y otras han resultado heridas”.

Así, ha apuntado que esta violencia ha provocado el desplazamiento de 67.000 personas, la mayoría de las cuales han sido acogidas en otras comunidades que se encuentran bajo gran presión por la falta de recursos, mientras que otras viven en escuelas e iglesias “en condiciones particularmente precarias”.

Por su parte, el coordinador humanitario adjunto de la ONU en RDC, Diego Zorrilla, realizará próximamente una visita a Beni para “reforzar la visibilidad de la crisis y movilizar a los actores para garantizar una respuesta rápida a las poblaciones” afectadas.

“Estas poblaciones han sufrido el horror y sus necesidades humanitarias son muy importantes. Han visto cómo asesinaban a sus seres queridos y han presenciado impotentes al saqueo de sus bienes y el incendio de sus viviendas. Hace falta darles ayuda porque, aparte del trauma, han perdido todo en su huida”, ha argüido McLachlan-Karr.

“Las necesidades de estas personas desplazadas y las familias de acogida son inmensas tanto en protección como en refugio, artículos domésticos básicos, salud, asistencia alimentaria y agua, higiene y saneamiento. La asistencia humanitaria se les debe entregar lo antes posible”, ha remachado.

Varios grupos armados controlan partes del este de RDC pese a que la guerra de 1998-2003 concluyera formalmente y algunos de ellos han incrementado sus ataques durante los últimos meses, especialmente Cooperativa para el Desarrollo de Congo (CODECO) y las Fuerzas Democráticas Aliadas (ADF). El conflicto causó millones de muertos, la mayoría víctimas del hambre y las enfermedades.