Inicio España Gobierno Vasco dice que “no es el año para subir impuestos” sino...

Gobierno Vasco dice que “no es el año para subir impuestos” sino de hacer frente a la covid-19 mediante “deuda pública”

0

Reclama al Gobierno central que la cogobernanza “es mejor” para lograr más fondos europeos

BILBAO, 15 (EUROPA PRESS)

El consejero de Economía y Hacienda del Gobierno Vasco, Pedro Azpiazu, ha señalado que el presente “no es el año para subir impuestos”, sino que es el momento de hacer frente a las consecuencias de la covid-19 “utilizando la deuda pública”.

En una entrevista concedida a Euskadi Irratia, recogida por Europa Press, Azpiazu ha señalado que, a pesar de ello, otra cosa es “pensar cómo van a ser los impuestos en el futuro”, y que, en ese sentido, tanto el Gobierno Vasco como las diputaciones forales están “reflexionando” sobre “cual debe ser el sistema fiscal en el futuro”.

“Pero este año no es el de subir impuestos, no es lo conveniente. Veremos cuándo terminamos nuestra reflexión, y cuando la economía se ponga en marcha este año o el próximo y dejemos atrás esta crisis, tendremos que ver qué sistema fiscal ponemos en marcha para pagar todos estos gastos”, ha explicado.

MÁS COGOBERNANZA PARA CONSEGUIR MÁS FONDOS EUROPEOS

Por otra parte el consejero ha reclamado al Gobierno central que asuma la propuesta de cogobernanza que le realiza el Ejecutivo autonómico, porque “es mejor” de cara a lograr más fondos europeos del plan de recuperación.

Tras el anuncio de la Comisión Europea de que está preparada para hacer entre julio y septiembre los primeros desembolsos siempre que los Estados miembros hayan hecho para entonces sus “deberes”, Azpiazu ha afirmado que pensaba que “el dinero iba a llegar antes”, pero que, en todo caso, “será bienvenido cuando llegue”.

El consejero de Economía y Hacienda ha asegurado que el Gobierno Vasco continúa trabajando para lograr recursos “cuanto antes y cuantos más, mejor”, y que la relación con el Gobierno central es “directa, bastante estrecha y diaria”.

En todo caso, ha criticado que “no nos haya dicho nada”, a pesar de que “Europa dice en su reglamento que los estados deben hacer caso a las comunidades autónomas o regiones”, y ha lamentado que Euskadi no haya participado “desde el inicio” en el diseño del programa que el Estado va a presentar en Europa.

RENOVACIÓN DE LA LEY DE APORTACIONES

Asimismo, ha destacado que el Ejecutivo y las diputaciones tienen “bastante avanzada” la renovación de la Ley de Aportaciones, y que quedan “pequeños detalles” para cerrar un acuerdo. En este sentido, ha afirmado que el objetivo es “aprobar y tener este mismo año la Ley de Aportaciones”.

“Tengo bastante claro que se va a aprobar este año y que el próximo año las instituciones aplicaremos la nueva ley para hacer los presupuestos. Creo que va a ser una ley bastante continuista y que la capacidad financiera de todas las instituciones será parecida”, ha indicado.

Por último, Azpiazu ha considerado que, a pesar de rebajar la previsión del crecimiento económico de Euskadi para el presente año de un 8,7% a un 6,7%, y prever que un crecimiento del 5,7% para el próximo año, son “datos de crecimiento muy importantes”, teniendo en cuenta en 2020 el PIB decreció un 9,5%, y que “en tres años” Euskadi recuperará el nivel de 2019 y comenzará a avanzar.

“Nosotros estamos elaborando nuestro proyectos para lograr dinero de Europa, y eso se hace a través de España. No estamos de acuerdo con cómo han empezado las cosas, pero queremos trabajar con ellos para lograr recursos cuanto antes y cuantos más, mejor. A diario hablamos con ellos para que modifiquen sus modos, porque creemos que la propuesta de cogobernanza es mejor para lograr recursos. Veremos, a ver qué caso nos hacen. Si nos hacen caso, será mejor para todos”, ha asegurado.

Asimismo, Azpiazu ha considerado que los 218 millones de euros que el Gobierno central ha asignado a Euskadi en las ayudas directas para empresas y autónomos dirigidas a las comunidades autónomas “no son suficientes”, y que “veremos si podemos lograr más o no”.