Inicio Comunidad Valenciana Valencia EL AYUNTAMIENTO REALIZA 261.909 ACTUACIONES DE CONTROL DE VEGETACIÓN DE ALCORQUES Y...

EL AYUNTAMIENTO REALIZA 261.909 ACTUACIONES DE CONTROL DE VEGETACIÓN DE ALCORQUES Y CERCA DE 13.790 EN EL ARBOLADO VIARIO DURANTE 2020

0

La red de trampeo diseñada para la monitorización del picudo rojo permite capturar 1.645 insectos el año pasado.

El Ayuntamiento, a través del servicio de Jardinería Sostenible y del Organismo Autónomo Municipal (OAM) de Parques y Jardines Singulares, ha realizado 261.909 actuaciones de control de vegetación herbácea en alcorques, ha llevado a cabo cerca de 13.794 actuaciones en el arbolado viario, ha arreglado redes de riego en 7.826 ocasiones y ha efectuado 2.558 reparaciones en el mobiliario urbano de jardines a lo largo de 2020. Respecto al control del picudo rojo, la red de trampeo diseñada para su monitorización ha permitido capturar 1.645 insectos el año pasado y de las 1.383 palmeras tratadas por la plaga, solo una ha tenido que ser abatida. Son datos del balance de jardinería que ha hecho esta mañana el vicealcalde y concejal de Ecología Urbana, Sergi Campillo, que ha destacado “la enorme tarea que realizan los trabajadores y trabajadoras del servicio de Jardinería Sostenible, de las contratas de jardinería de las zonas norte y sur, así como del personal del organismo autónomo, a quienes quiero agradecer su dedicación y entrega en tiempos muy complicados como los que nos ha tocado vivir por la covid-19”.

Además de cubrir las necesidades ordinarias para el mantenimiento de los jardines, el Ayuntamiento, a través del servicio de Jardinería Sostenible y el OAM de Parques y Jardines Singulares, ha llevado a cabo actuaciones especiales en 2020. Algunas de ellas marcadas por la situación de emergencia sanitaria generada por la covid-19, como es el precinto y revisión de las áreas de juegos infantiles. En ese sentido, el vicealcalde y concejal de Ecología Urbana, Sergi Campillo, ha destacado el trabajo del personal del servicio de Jardinería Sostenible, el OAM de Parques y Jardines Singulares y las contratas, “trabajadores y trabajadoras que durante 2020 también tuvieron que parar durante un tiempo a causa de las restricciones de la pandemia, cuando solo destinamos personal a trabajos esenciales, pero a pesar de ello han continuado trabajando duro para mantener nuestros jardines en las mejores condiciones posibles, así como los árboles de nuestra ciudad”. Campillo les ha agradecido “el ingente trabajo y dedicación para mantener la infraestructura verde de la mejor manera posible”.

Otras actuaciones a lo largo de 2020 se han desarrollado como consecuencia de los episodios meteorológicos especialmente virulentos ―temporales de viento y gotas frías―, que han obligado a podar, abatir y retirar árboles caídos y restos vegetales de la vía pública. En total, se han realizado cerca de 13.794 actuaciones en el arbolado viario durante el año pasado, fundamentalmente poda de árboles, palmeras y palmas bajas que molestan a los peatones; eliminación de palmas secas y dátiles para quitar peso ante posibles roturas y retirada de la naranja. Además, se ha controlado la vegetación herbácea en 261.909 alcorques, desbrozando una cuatro veces al año cada uno. El vicealcalde ha subrayado que el control de la vegetación herbácea en alcorques “es una novedad respecto a años anteriores, porque se hizo una modificación del contrato para contratar una brigada en cada zona de la ciudad, en la zona norte y en la zona sur, para el control de esta vegetación, y como resultado, ahora mismo la vegetación de los alcorques de la ciudad está muchísimo mejor controlada, aparte de que en primavera también podemos ofrecer espectáculos de alcorques con flores que alegran el paisaje de nuestras calles”.

Las cifras del balance de los trabajos de jardinería en 2020 ―261.909 actuaciones de control de vegetación en alcorques y cerca de 13.790 en el arbolado viario― son, en palabras del vicealcalde, “una muestra del ingente trabajo que realizan los trabajadores y trabajadoras de las contratas municipales, del servicio de Jardinería Sostenible y el personal del OAM de Parques y Jardines Singulares”. Entre estos trabajos, destaca la poda del arbolado de los carriles bici que lo requerían; la poda de melias en las calles Vall de la Ballestera y Xera; la poda del arbolado del eje viario conformado por las calles Argenter Suàrez, Ruaya y Reus; la eliminación de palmas secas y dátiles en el paseo Marítimo ―en 700 palmeras de la especie Washingtonia robusta― y en el paseo Neptú ―en 60 de la especie Phoenix dactylifera―; la poda de los ficus de la avenida Peris y Valero y las tareas de poda a lo largo de todo el Jardín del Túria. En cuanto al arbolado singular y monumental, se han hecho varias intervenciones con el apoyo de Bomberos. Así, se ha aligerado la copa y se ha medido la desviación mediante inclinómetro del pino piñonero centenario ―Pinus pinea― del Jardín de Monforte, se ha saneado y se ha consolidado la copa para evitar fracturas en el eucalipto rojo ―Eucalyptus camadulensis― del Parque Lineal de Benimàmet y se han podado los ejemplares de las grandes vías Marqués del Túria y Ferran el Catòlic.

En cuanto al mantenimiento de los jardines, se han arreglado redes de riego en 7.826 ocasiones a lo largo de 2020, se han efectuado 2.558 reparaciones de mobiliario urbano, incluyendo repaso y pintura, y 1.844 en los elementos de obra civil de los parques. A esto hay que añadir los principales trabajos relacionados con la vegetación, que consisten en recortar setos, podar arbustos o segar. Aparte, se limpian las fuentes ornamentales y se actúa en los espacios verdes en las calles, como rotondas, platabandas, medianas y maceteros. En relación al Plan de Mejora y Fomento de la Biodiversidad, se ha sesgado la totalidad de las superficies incluidas en el programa por la finalización del ciclo vegetativo de las praderas naturalizadas y prados, lo cual ha posibilitado su regeneración, riego y monitorización de la evolución de la biodiversidad.

Por otro lado, se continúa con el seguimiento de la plaga del picudo rojo ―Rynchophorus ferrugineus― mediante la red de trampeo diseñada para su monitorización, que ha permitido capturar 1.645 insectos el año pasado. De las 1.383 palmeras canarias y datileras a las que se han aplicado tratamientos preventivos y curativos para el control del picudo, solo una ha tenido que ser abatida en 2020 por la afección de la plaga. También prosiguen los tratamientos para controlar los ataques del insecto Psylla en ficus y de procesionaria en pinos en el Parque de Benicalap, Parque de Capçalera, Parque Lineal, Parque del Oest y Jardín del Túria. Precisamente a lo largo del Jardín del Túria se han implantado zonas naturalizadas para fomentar la diversidad botánica y aumentar de esa manera la presencia de insectos que puedan ser beneficiosos como fauna útil para el control de plagas.

Entre las obras llevadas a cabo el año pasado en jardines y zonas verdes de la ciudad, se encuentran los trabajos de reparación del mirador y los muros de mampostería del Parque de Capçalera; la construcción de cuatro nuevos lavabos públicos en el Jardín del Túria y nuevas dependencias para trabajadores ―en el tramo VI―; la reparación y puesta en marcha de dos fuentes ornamentales en el Parque de Benicalap y una en el paseo Marítimo; el acondicionamiento de una parcela en la calle Vaixell para transformarla en huerto urbano; la instalación de juegos inclusivos en el parque localizado entre las calles Borriol y los Lleons; las obras de la pérgola para actividades musicales y culturales en el jardín de Malilla, ahora mismo en marcha, y las del aljibe y fuente bebedero en la zona canina del tramo XIV del Jardín del Túria. 

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Nombre