Inicio Comunidad Valenciana Los auditores temen que sólo el 20% de las empresas valencianas reciba...

Los auditores temen que sólo el 20% de las empresas valencianas reciba fondos europeos

0

Sitúan el inicio de la recuperación a finales de 2022 y advierten que el 25% de los ERTE se pueden convertir en despidos este año

VALÈNCIA, 6 (EUROPA PRESS)

Los auditores advierten que solo el 20% de las empresas de la Comunitat Valenciana reciba financiación procedente de los fondos europeos de recuperación. Según sus cálculos, el dinero llegará a las compañías entre el segundo y tercer trimestre de este año y los sectores más susceptibles de recibir estas ayudas serán turismo, hostelería y automoción, los más castigados por la crisis de la Covid-19.

Así lo ponen de relieve en su ‘Análisis de la Situación Económica 2021’, tras realizar una encuesta entre el colectivo de profesionales de la auditoría con 800 respuestas. El estudio hace una radiografía de la realidad que viven las empresas valencianas tras la crisis provocada por la pandemia, desde la perspectiva de profesionales que conocen de primera mano la situación económica y financiera de las compañías de Valencia, Alicante y Castellón.

Muchas de las entidades valencianas que más han sufrido esta crisis han puesto la esperanza de su recuperación económica en las ayudas provenientes de fondos europeos. Sin embargo, los expertos de la auditoría de cuentas advierten de que únicamente el 20% de las empresas de la autonomía que soliciten estas ayudas las recibirán.

INICIO DE LA RECUPERACIÓN ECONÓMICA: A FINALES DE 2022

Por otra parte, el 84% de los auditores sitúan la recuperación económica entre finales de 2022 y principios de 2023 cuando alcanzaremos los niveles económicos previos a la llegada de la crisis sanitaria.

“La crisis actual es muy diferente de la anterior. Estimamos que la recuperación comience a finales de 2022. Para ello, también advertimos que durante el 2021 veremos un repunte muy considerable de situaciones de insolvencia debido a que, gracias a las moratorias del Gobierno, muchas empresas aplazaron su concurso”, ha señalado Rafael Nava, presidente del Colegio de Auditores de la Comunitat Valenciana.

A esto se le añade la previsión de que un porcentaje muy elevado de las empresas valencianas tendrá que ajustar sus plantillas, reducir sus beneficios y aumentar el endeudamiento en el próximo año.

CRECEN LA DESIGUALDAD ENTRE EMPRESAS VALENCIANAS Y OTRAS CCAA

“Otra de las conclusiones a las que hemos llegado es que la desigualdad en términos económicos de la Comunitat Valenciana se va a aumentar en relación con otras autonomías ya que la dependencia de nuestras provincias del turismo y la hostelería nos coloca en una situación de desventaja”, ha apuntado el presidente del Colegio de Auditores. Además del turismo y la hostelería, la automoción es otro de los sectores más golpeados por la crisis de la Covid en la región valenciana.

Desde el colectivo de los profesionales de la auditoría recuerdan además el valor que la auditoría otorga a las empresas. “Después del año que hemos vivido, en el que las empresas han tenido que reinventarse y ofrecer garantías de transparencia financiera, la auditoría de cuentas puede otorgar un valor adicional a las compañías obligadas o no a ser auditadas”, indica Nava.

EL 25% DE LOS ERTE PUEDEN CONVERTIRSE EN DESPIDOS

Durante el año de pandemia vivido y sobre todo durante los primeros meses, la digitalización de los procesos ha sido el gran reto al que las compañías se han enfrentado. De hecho, los perfiles digitales se han revelado más necesarios que nunca en los últimos meses.

Pero parece que este reto ha sido superado en la mayoría de los casos dejando paso a nuevos desafíos que han cobrado más protagonismo, según advierten los expertos: el mantenimiento de las plantillas y las tensiones de tesorería. “Ante la nueva realidad en la que se encuentran las empresas valencianas, en un 25% de las empresas aproximadamente los ERTE pueden convertirse a lo largo de este año en despidos definitivos”, ha alertado Nava.

Preguntados por el desempleo, el 60% de las respuestas de los auditores prevén que el perfil menos demandado y que por lo tanto será el sector más desempleado son los jóvenes recién graduados. A estos les siguen los mayores de 50 años que también están siendo muy castigados en esta crisis económica.

“Para reactivar la economía, las empresas valencianas deberían recibir incentivos que les permitan mantener el empleo y sus sistemas productivos, así como ayudas para acceder a la financiación”, ha reivindicado Rafa Nava.