Inicio Comunidad Valenciana Educación afirma que la propuesta de arreglo escolar “no suprime” aulas y...

Educación afirma que la propuesta de arreglo escolar “no suprime” aulas y que se estudiarán “todas” las alegaciones

0

VALÈNCIA, 6 (EUROPA PRESS)

La Conselleria de Educación asegura que la propuesta de arreglo escolar –la planificación del número de unidades para el próximo curso– que ha realizado la Dirección General de Centros “no suprime unidades para 2021-2022, tal como hacían anteriores gobiernos que no velaban por el sistema educativo público”, al tiempo que recalca que el plazo de alegaciones está abierto y “se estudiarán todas”.

Así lo ha aseverado el secretario autonómico de Educación y Formación Profesional, Miquel Soler, que analiza los datos de la propuesta de arreglo en el contexto de un descenso de la natalidad y, también, de la reducción de ratios.

Tras conocer la propuesta de la administración, el Sindicat de Treballadors i Treballadores de l’Ensenyament del País Valencià (STEPV) calificó de “preocupante” que esta presente “un saldo negativo por primera vez desde 2016-2017”. En concreto, según los datos facilitados por el sindicato, el saldo sería de -3 unidades en el primer ciclo de Infantil, de -64 en el segundo ciclo de esa etapa, y de -77 en Educación Primaria.

Al respecto, Soler señala que “la reducción de la ratio a 23 o 20 alumnos por aula en Infantil 3 años que se aplicará el próximo curso en 53 municipios con poca natalidad permite mantener en funcionamiento 117 unidades de Infantil”. “Lo hacemos para reducir todavía más las ratios máximas establecidas y favorecer una educación con mayor atención al alumnado, así como mantener e incluso ampliar profesorado”, subraya el secretario autonómico a Europa Press.

“A esto hay que añadir –prosigue– las nuevas 35 aulas de Infantil 2 años que vayamos a abrir. Por lo tanto, estamos hablando de 152 aulas de Infantil, una cifra superior a las 144 unidades de Infantil y Primaria que en la propuesta de arreglo pasan a situación de ‘No funcionamiento’, muy diferente a si fueran suprimidas, puesto que se trata de las llamadas ‘jorobas'”.

Esto último quiere decir, precisa, que “si durante el proceso de admisión hacen falta estas aulas porque hay más demanda de la prevista, se meterán de nuevo en funcionamiento”.

Y argumenta: “Durante los años 2009, 2010 y 2011, se produjo en gran parte de los municipios un incremento de la natalidad respecto a los años anteriores y posteriores. Esto, obligó a habilitar unidades de forma extraordinaria en algún nivel para atender este aumento de población escolar. Este incremento, es el que mujer lugar al que se conoce como una ‘joroba’: un centro que, por ejemplo, en determinados niveles tiene tres líneas y al resto dos líneas porque la natalidad en esos años fue más baja. La ‘joroba’ que hubo de 2009 a 2011 ya está llegando a finales de la etapa de Primaria”.

Así, el próximo curso 2021-2022 pasan a primero de la ESO los nacidos en 2009, los nacidos en 2010 estarán en sexto de Primaria y en quinto los de 2011. Por lo tanto, “buena parte de esa ‘joroba’ de aulas ya no es necesaria”, insiste Soler, que agrega que, como la natalidad desde 2011 ha experimentado una fuerte bajada, especialmente por la reducción de la población migrante, las aulas habilitadas a consecuencia de la mencionada ‘joroba’ también han dejado de ser necesarias y lo que se hace no es suprimirlas, sino dejarlas en situación de ‘No funcionamiento'”.

Esto supone que “no se cierran líneas, puesto que las unidades que pasan a situación de ‘No funcionamiento’ son fundamentalmente de cuarto a sexto de Primaria y corresponden al exceso de matrícula registrado entre 2009 y 2011 y que el curso que viene ya no harán falta al ser muy menor el volumen de población nacida con posterioridad a 2011”.

REDUCCIÓN DE RATIOS

Igualmente, el secretario autonómico alude a la reducción de la ratio máxima de 30 a 25 alumnos que se está aplicando “de forma progresiva para revertir los recortes en Educación y que llega el próximo curso 2021-2022 a tercero de Primaria·. “Esto nos permite que la entrada en situación de ‘No funcionamiento’ de aulas de tercero de Primaria sea menor (al igual que en primero y segundo que ya estaban en 25) que por ejemplo en cuarto, quinto o sexto”, apostilla.

Por último, Soler hace notar que se trata de una propuesta de arreglo y, “aunque los motivos de habilitación de nuevas aulas y de entrada en situación de ‘No funcionamiento’ de las que han dejado de ser necesarias están explicados caso por caso” –asegura– los Consejos Escolares Municipales tienen hasta el 21 de abril para presentar alegaciones. “Y todas ellas serán estudiadas y analizadas”, concluye.