Inicio Catalunya / Cataluña Lleida / Lérida UP pide que no se desplacen a Lleida temporeros sin trabajo porque...

UP pide que no se desplacen a Lleida temporeros sin trabajo porque habrá poca fruta

0

El sindicato reclama al Estado controlar la movilidad para evitar contagios de coronavirus

LLEIDA, 22 (EUROPA PRESS)

El sindicato Unió de Pagesos ha pedido este jueves que el Estado controle la movilidad para impedir contagios de coronavirus en la campaña de recogida de la fruta de Lleida y que no se desplacen temporeros sin trabajo o sin contrato porque la cosecha caerá un 40% y “habrá mas trabajadores que faena”.

“Normalmente nos hacen falta entre 30.000 y 35.000 temporeros, pero este año entre 22.000 o 25.000 personas es lo que vamos a necesitar”, ha afirmado el responsable de temporeros de la organización agraria, Ramon Pedrós, en rueda de prensa.

Pedrós ha mantenido que hay mucha gente que viene sin papeles en regla y no se le puede dar trabajo, y ha agregado: “Que no vengan está en mano del Gobierno, no del agricultor”.

El sindicalista ha explicado también que ya han llegado los primeros trabajadores colombianos fijos discontinuos que desde hace 20 años se desplazan cada año a centrales leridanas, aunque el año pasado, por las restricciones impuestas por la pandemia, algunos no pudieron hacerlo.

“Han llegado de otro país. Se les ha hecho PCR en su país, otra aquí y han estado 10 días en cuarentena. Han llegado 15 días antes y es un coste para la empresa que los contratos, así es como se hacen las cosas”, ha afirmado.

CRIBADOS

Pedrós ha señalado que una vez descartada la vacunación de agricultores y trabajadores por falta de dosis, Unió de Pagesos pide al Govern cribados masivos, que ya han sido anunciados por la Conselleria de Salud.

Por su parte, el coordinador nacional de Unió de Pagesos, Joan Caball, ha reclamado que las administraciones pongan “encima de la mesa todas las medidas para que esta campaña esté mejor organizada que la pasada”.

Refiriéndose a la contratación de temporeros, ha pedido “que si hay alguien o algunos que no actúa correctamente, que se identifique quiénes son y que no haya criminalización del sector para desprestigiar la recogida de la fruta, el territorio y el país”.

El sindicato ha abierto una bolsa de trabajo en la que se han apuntado un centenar de temporeros para los que de momento no hay ninguna oferta de trabajo por la caída de la producción de la cereza temprana y los daños de las heladas en otros frutales de hueso que no necesitarán labores de aclareo –término con el que el sector se refiere a la eliminación de algunos frutos para que el resto tenga mayor calibre–.