Inicio Catalunya / Cataluña Barcelona Conesa afirma que presentarán una propuesta “potente” del Hermitage con el Liceu...

Conesa afirma que presentarán una propuesta “potente” del Hermitage con el Liceu y es optimista

0

Afirma que han sido escrupulosos con la ley y que ahora son “capaces” de mejorar la propuesta

BARCELONA, 29 (EUROPA PRESS)

La presidenta del Puerto de Barcelona, Mercè Conesa, ha afirmado que en un mes presentarán al Ayuntamiento un nuevo proyecto potente para el museo Hermitage en la Nueva Bocana, tras la negativa municipal, y que integrará también el Liceu y las nuevas tecnologías: “Los convenceremos. No tengo ninguna duda. Soy muy optimista”.

“El Ayuntamiento ha dicho que este proyecto no tiene su visto bueno pero nos da un tiempo para presentar un nuevo proyecto. Por tanto, no vemos la puerta cerrada”, ha dicho este sábado en una entrevista de Rac1 recogida por Europa Press.

Sin embargo, ha advertido de que este proyecto es posible porque hay una inversión detrás –no la administración pública–, y “los inversores ponen ‘deadline’ porque llevan muchos años y ven muchas declaraciones contrarias”, de manera que el Puerto debe darles garantías.

LOS INVERSORES

Al preguntársele si la inversión está en riesgo, ha respondido que por eso aprobó el proyecto: “Porque la inversión estaba en riesgo. Y queremos asegurar a los inversores que el Puerto actúa cumpliendo los trámites administrativos, y queremos asegurar la inversión; no sólo para Hermitage, sino para una propuesta cultural global, y también para una propuesta de inversión para el Liceu”.

“Debíamos dar un mensaje a estos inversores de que el Puerto cree en esta inversión para Barcelona, de que los diferentes grupos políticos del Ayuntamiento creen, y de que el Gobierno municipal –y esto es lo que yo interpreto de las palabras de la teniente de alcalde Janet Sanz– cree también en una inversión de estas características con un proyecto mejorado. Este es el esquema que yo tengo para trabajar”, ha defendido.

Así, “habrá un hub cultural integral que aglutinará nuevas tecnologías y dos marcas de referencia como son Liceu de Barcelona y Hermitage”.

“Este es el esfuerzo que haremos para convencer, e intentaremos hacerlo –sólo nos ha dejado un mes de tiempo el Ayuntamiento, aunque ellos han tardado tanto en contestar al Puerto”.

AFRONTAR LA CRISIS EN BARCELONA

Sobre si ve motivos ideológicos en el Gobierno municipal, ha contestado: “Quiero superar esta etapa. Creo que el Ayuntamiento hoy debe afrontar una crisis importantísima en la ciudad, la recuperación de una parte de la ciudad, y este proyecto sin duda debe ser ilusionador, motor y buque insignia para que toda esta área de la ciudad se vuelva a recuperar”.

“Hemos cumplido todos los trámites legales”, ha asegurado Conesa, y ha añadido que los espacios de interacción Puerto-ciudad y el artículo 72.1 de la Ley de Puertos del Estado prevén los usos culturales como prioritarios.

Tras las palabras de Janet Sanz pidiendo cambios en la propuesta, Conesa ha afirmado que el proyecto presentado ya es todo lo potente que pide el Ayuntamiento, pero que volverán a presentarles otro “potente”.

Así, ha valorado que Hermitage y Liceu son dos instituciones de renombre, y que además el Liceu imprime un sello barcelonés: “Estamos entrando en otra dimensión del proyecto, superando la pinacoteca y yendo hacia un espacio más experimental a nivel de ópera y música y danza, y por tanto de usos que el Liceu necesita”.

“Nos vemos capaces, si el Ayuntamiento considera que la propuesta que habíamos hecho no era suficiente, de mejorarla”, ha concluido.

OTRO USO PRIVADO EN UN ESPACIO PÚBLICO

Sobre si entiende las reticencias municipales, ha dicho que, como exalcaldesa, comprende que el Ayuntamiento tenga voz y voto, pero ha añadido: “Lo que no entiendo es a veces la desinformación, porque en el espacio público portuario hay usos privados, y eso es una normalidad”.

Así, defiende “que venga un museo precisamente abierto a la ciudadanía, a través de una concesión administrativa sobre un terreno público de titularidad portuaria, como son el hotel Vela, el edificio de Desigual, el del WTC”.

“No entiendo que esto choque con un uso museístico, que está precisamente abierto a la ciudadanía”, mientras que un edificio de oficinas sólo sería ocupado por sus usuarios y sería de uso privativo sobre un suelo público.