Inicio Cantabria El Gobierno invertirá un millón de euros en dotar de contenido el...

El Gobierno invertirá un millón de euros en dotar de contenido el Centro de Arte Rupestre

0

La propuesta ganadora recoge una experiencia inmersiva, multisensorial, inclusiva e interactiva

SANTANDER, 1 (EUROPA PRESS)

La Vicepresidencia y Consejería de Universidades, Igualdad, Cultura y Deporte invertirá un millón de euros en el proyecto museográfico del Centro de Arte Rupestre de Cantabria, ubicado en Puente Viesgo, con el fin de dotar de contenido a este espacio, velando por la conservación y difusión del patrimonio arqueológico y rupestre, que se suman a los 4 millones de euros invertidos en levantar este centro de visitantes.

Así lo ha dado a conocer este miércoles en rueda de prensa el vicepresidente, Pablo Zuloaga, que ha señalado que la propuesta ganadora de la empresa Blank Exhibition, de Sevilla, pretende trasladar a los visitantes una experiencia inmersiva, multisensorial, inclusiva e interactiva, utilizando efectos lumínicos, sonidos evocadores, imágenes fijas y móviles, olores y sensaciones ambientales.

Dentro de este recorrido, ha otorgado un especial protagonismo a Altamira y La Garma, así como al resto de cuevas de Cantabria declaradas Patrimonio de la Humanidad.

También ha recordado que los restos de la ‘Dama Roja’ descubiertos en la cueva de El Mirón, en Ramales de la Victoria, inaugurarán el próximo año la exposición temporal del Centro de Arte Rupestre.

Zuloaga ha considerado que se trata de un proyecto museográfico “extraordinario” que “genera ilusión”, y ha indicado que el diseño expositivo va a poner en valor el patrimonio arqueológico que atesora Cantabria.

El vicepresidente también ha indicado que la difusión de este patrimonio es una herramienta “de distinción y de impulso” para el Ejecutivo a la hora de diversificar y desestacionalizar la oferta turística, promoviendo un turismo cultural y del conocimiento que contribuya a dar solución a los “problemas” del sector mediante la creación de empleo y el impulso económico de los entornos rurales.

Un objetivo al que el vicepresidente ha dado continuidad con el inicio de las obras el próximo año del Museo de Prehistoria y Arqueología de Cantabria (MUPAC), en Santander.

Finalmente, Zuloaga ha indicado que se sigue trabajando en el avance de las obras con la previsión de que el proyecto museográfico entre en funcionamiento a finales de 2022.

TRES SALAS

En la presentación, Zuloaga ha estado acompañado por la directora general de Acción Cultural, Gema Agudo; y por los responsables de Blank Exhibition, Anastasia Ulin, Auxiliadora Suárez y Steven Roberts, que han explicado la propuesta.

Según han detallado, esta recoge la creación de un gran espacio de conocimiento y puesta en valor del arte paleolítico de Cantabria a través del diseño de una visita didáctica en los contenidos, con una secuencia narrativa dinámica y favorecedora del aprendizaje, accesible y adaptada a todos los públicos.

Se trata de un proyecto “diferente, innovador y con identidad propia”, pero “complementario” con otras propuestas museográficas de Cantabria como el MUPAC o el Museo Nacional de Altamira.

En cuanto al diseño, está prevista la creación de un espacio dotado de tres niveles que evocan el paisaje de una cueva. Para ello, se utilizarán materiales que hagan referencia a las materias primas y los colores propios del paleolítico, como piedras, madera, pieles y pigmentos. Y ha añadido que también se incorporarán recursos multimedia, yuxtaponiendo espacios digitales y materiales.

Respecto al contenido expositivo, toma como hilo conductor las preguntas que dan respuesta a la comprensión del arte rupestre, estructurado espacialmente en tres salas.

La primera de las salas responde a qué es el arte paleolítico y quiénes son sus protagonistas, haciendo que el visitante experimente las manifestaciones artísticas; y la segunda representa el corazón del centro y tiene como elemento estrella las diez cuevas de Cantabria declaradas Patrimonio de la Humanidad.

Finalmente, la tercera sala abarca un espacio de reflexión sobre las teorías que a lo largo de la historia han tratado de explicar el significado del arte paleolítico.

Por su parte, la distribución conceptual se organiza a través de un acceso abierto que permite al visitante la libre circulación para iniciar el recorrido por distintas entradas según sus intereses de conocimiento.