Inicio andalucía La Junta trabaja en un “plan B” para ir dotando de contenido...

La Junta trabaja en un “plan B” para ir dotando de contenido al Museo Íbero con piezas propias

0

JAÉN, 28 (EUROPA PRESS)

La Consejería de Cultura y Patrimonio Histórico de la Junta trabaja en “un plan b” para ir dotando al Museo Íbero “poco a poco” de contenido sin esperar al necesario acuerdo con el Ministerio de Cultura para contar con piezas estatales y para su inclusión en la Red Nacional de Museos. Se trata de un proyecto para una colección permanente solo con las obras de titularidad autonómica, de modo que no contaría con esculturas tan relevantes como las de Cerrillo Blanco o El Pajarillo.

La primera fase de ese planteamiento alternativo, “sin esperar a que Madrid decida”, verá la luz en 2021 y expondrá lo relativo a la forma de vida ‘oppidum’, con fondos de la colección Marsal y otras piezas de la Junta, según ha indicado en una entrevista con Europa Press el delegado Territorial, Jesús Estrella.

Ha explicado que ambas partes mantienen las conversaciones “que están buscando el equilibrio que permita, por un lado, disponer de las piezas que son del Estado y, por otro, la gestión de lo que supone el museo por parte de la Junta”.

“Aquí se parte de que para incorporar las piezas del Estado a la exposición permanente, el proyecto museístico, museográfico, quien lo debería de impulsar es el propio Estado, una vez que establezca la figura de Museo Nacional, si es así finalmente”, ha dicho. A ello, según ha añadido, obedecían “los cinco millones de euros a los que se comprometió el ministro Guirao” –en noviembre de 2019 el entonces ministro de Cultura en funciones cifró en esa cantidad el coste anual del Museo Íbero una vez formara parte de la Red Nacional de Museos–.

Sin embargo, habida cuenta de que el tiempo pasa sin que se cierre un acuerdo, el Gobierno andaluz está “haciendo un plan B” para dotar de contenido a un espacio que, tras 27 millones de euros, fue inaugurado con una exposición temporal en diciembre de 2017: Un proyecto con las piezas de su titularidad y sin las de carácter estatal, que “no se pueden incluir en la colección permanente hasta que no haya un acuerdo”.

En este sentido y cuestionado por el plan museográfico presentado por la Consejería en 2018 –que incluía obras tanto autonómicas como nacionales– y cuyo anuncio de licitación se llegó a enviar al diario oficial de la UE, ha considerado que “no puedes disponer de piezas, si no tienes el consentimiento o la titularidad”.

Un plan, además, que está siendo actualizado y sobre el que la actual consejera de Cultura, Patricia del Pozo, apuntó en diciembre que se incorporaría al próximo marco comunitario de apoyo. Así, los en torno a cuatro millones para este plan (que supone la ejecución material del proyecto museológico, con cuestiones como vitrinas, panelado o audiovisuales) se financiaría con fondos europeos.

“Lo que la consejera dice es que, en el caso de que consigamos las piezas del Estado, si el Estado no, nosotros lo hacemos. Pero, en cualquier caso, el plan B lo vamos a hacer”, ha subrayado. De este modo, si hay que “tirar de fondos europeos y no depender solo de la financiación del Estado, vamos a tirar para delante”.

Estrella ha subrayado que el planteamiento “es ir dotando el Museo Íbero de contenido de forma parcial para que tenga algo que exhibir más allá de algunas muestras temporales”. La “primera fase de ese plan B” pasa por poner en valor “durante 2021” el Fondo Arqueológico Ricardo Marsal Monzón, formado por casi 8.600 piezas que llegaron al Museo Íbero en octubre del año pasado.

En concreto, abordará la forma de vida de los íberos en el ‘oppidum’ y supondrá “en torno a 200.000 euros” de inversión. Este apartado, cuyo proyecto se ha encargado ya, se integraría con las otras exposiciones temporales que actualmente pueden verse. Entre ellas, se encuentra ‘La Dama, el príncipe, el héroe y la diosa”, con la que este espacio cultural fue inaugurado hace más de tres años.

El delegado ha defendido esta vía alternativa para dar contenido al margen de “intentar cerrar ese acuerdo” con el Gobierno. “No me creía los plazos que se barajaban con Guirao, al ver que el escenario político estaba tan fragmentado a nivel nacional y dificultaba mucho el acuerdo, ni tampoco podemos confiar en darle contenido al museo a un acuerdo que no depende de nosotros”, ha destacado.

VOLUNTAD

Al hilo, ha subrayado que debe “decidirlo el Gobierno” y ha recalcado la “voluntad” de la Junta. No ha ayudado, sin embargo, ese “año perdido” por la imposibilidad de formar ejecutivo y que, una vez formado, no estuviera en él Guirao, “que era un firme defensor del Museo Íbero”.

“Y no hay que olvidar que el que sea museo nacional es muy importante porque proyecta la imagen a nivel nacional e internacional, pero es un tema que tiene que solventar el Gobierno de España”, ha incidido. Estrella ha recordado el caso ‘sui generis’ del Museo Íbero, al tener a la Junta como titular (mientras que todos los museos provinciales son de gestión autonómica pero titularidad estatal), lo que dificulta incluir piezas nacionales en la colección permanente.

El delegado ha lamentado que, “tras 20 años de pelear por continente, nadie cayó en la cuenta de esta situación” que ahora se está “intentando paliar”. Por ello, “a la espera de esa respuesta del Estado, se trabaja en un plan B para ir ampliando el contenido” con fondos propios.

ANTECEDENTES

El Museo Íbero de Jaén comenzó a gestarse en 1997 y su primera piedra se puso en 2009. Tras años de paralizaciones y retrasos, fue inaugurado, con una muestra temporal, que se mantiene, el 11 de diciembre de 2017 con la presencia del rey Felipe VI. Construido en el solar que ocupaba la antigua prisión provincial, la obra requirió una inversión de 25,5 millones de euros.

En julio de 2018, la Consejería de Cultura presentó el proyecto museológico, según el cual en Andalucía hay 9.194 fondos relacionados con la cultura íbera que deben formar parte de este equipamiento cultural. El 71 por ciento ya es titularidad de la Junta, mientras que el 29 por ciento restante es del Estado.

De esas piezas, se proponía 3.357 para la exposición permanente distribuidas en ocho áreas temáticas sobre los aspectos fundamentales de la cultura íbera, según concretó el entonces consejero, Miguel Ángel Vázquez, quien apuntó a 2021 para verlo dotado en su totalidad, un horizonte que parece complicado que vaya a cumplirse.

A finales de 2018, el Gobierno andaluz anunció la incorporación de este espacio a la Red Nacional de Museos, cuestión que fue comprometida también después por el entonces ministro de Cultura, José Guirao, aunque hasta ahora no se ha materializado.

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Nombre