Inicio andalucía La Junta destinará 1,4 millones a la reparación de cuatro caminos de...

La Junta destinará 1,4 millones a la reparación de cuatro caminos de Villanueva del Arzobispo e Iznatoraf

0

JAÉN, 12 (EUROPA PRESS)

La Consejería de Agricultura, Ganadería, Pesca y Desarrollo Sostenible invertirá 1,4 millones de euros para mejorar cuatro caminos agrarios de Villanueva del Arzobispo e Iznatoraf, según ha informado la delegada territorial, Soledad Aranda.

Ha visitado este lunes ambos municipios para presentar estas inversiones, que forman parte del Plan Itínere para mejorar las infraestructuras agrarias para incrementar la competitividad de los agricultores, lo que se traduce en mayor rentabilidad para sus productos, más facilidad para su trabajo diario y en una firme por el empleo y riqueza que genera la actividad agraria en los municipios.

En Iznatoraf, ha presentado las inversiones en el Camino de Don Vicente y el de La Pinela, que rondarán los 720.000 euros. Supondrá la reparación de más de seis kilómetros. Ha hecho lo propio en Villanueva del Arzobispo, donde se invertirán también 720.000 euros en la reparación del camino Herrara-Fuenlabrada y en el del Cerro Bautista. Unidos a la obra en el camino de Villacarrillo, conllevará una inversión que supera los dos millones de euros en la comarca de Las Villas.

“Son intervenciones subvencionadas con el Plan Itínere, que impulsa la reparación de los caminos rurales. Se trata de una inversión importante para la comarca de Las Villas, ya que supondrá más de dos millones de euros, ya que a estos cuatro caminos hay que unir la reparación de otro más en Villacarrillo. En definitiva, mejoraremos más de 25 kilómetros de caminos rurales. La Consejería de Agricultura, Ganadería y Pesca demuestra, una vez más, su apuesta y compromiso con los agricultores y los municipios”, ha dicho.

Ha apuntado que son obras que financia al cien por cien por la Junta de Andalucía. También realiza los trámites administrativos, lo que supone una agilización de las inversiones, que buscan “impulsar la competitividad de nuestros agricultores, lo que conlleva una mayor rentabilidad para sus productos”.

“De ahí que una de las claves pasa por mejorar las infraestructuras agrarias para que puedan transitar con la maquinaria y desempeñar su labor con mayor facilidad. En definitiva, son inversiones que se traducen en empleo y riqueza para los municipios jiennenses” ha afirmado la delegada.

LAS ACTUACIONES

El Camino de La Pinela, en Iznatoraf, tiene una longitud de 695 metros para dar servicio a parcelas agrarias. Comienza en la carretera JV-6003 a la altura de la almazara de la SCA San Isidro y llega hasta una vía de servicio paralela a la carretera N-322. Sólo transitan por él vehículos agrícolas. Tiene una elevada pendiente media (17,25 por ciento), por lo que el firme previsto es de hormigón (el firme del camino actualmente es en zahorra artificial muy deteriorada especialmente en los tramos de gran pendiente). Cuenta con cunetas perfiladas en tierra a lo largo de toda su extensión y carece de obras de paso.

Las actuaciones consistirán en la remoción del terreno existente hasta una profundidad de 70 centímetros. Al llegar al este fondo, la superficie resultante será regada, compactada y escarificada. Con la última operación se pretende asegurar la trabazón del terreno natural con la capa de relleno granular de 50 centímetros de espesor que se colocará sobre él y que recibe a la losa de hormigón que constituirá la capa de rodadura.

Finalizada la regularización del camino se procederá a aportar una capa de zahorra artificial de 50 centímetros de espesor sobre la que se dispondrá la capa de rodadura de hormigón. El camino estará dotado de 850 m. de cunetas revestidas de hormigón en los tramos de ambas márgenes. Se terminará la actuación colocando la señalización vertical.

Por otro lado, el Camino de Don Vicente tiene una longitud de 4,5 kiómetros. Enlaza dos vías de comunicación (la carretera JV-6003 y la plataforma del ferrocarril abandonado Utiel-Baeza) utilizadas habitualmente para el tránsito de vehículos agrícolas. En líneas generales, el estado del firme es bueno y tiene una capacidad portante adecuada para el paso de los vehículos agrícolas que lo usan.

Sin embargo, la falta de sellado superficial ha provocado las erosiones localizadas citadas, subsanables gracias a la actuación que se presenta. Las actuaciones que se harán consistirán en el desbroce de márgenes previa al revestimiento con hormigón de las cunetas correspondientes a los tramos en los que se mejora el drenaje (1.490 m en total). En el resto del camino las obras para la mejora del firme no afectan a las márgenes, por lo que no se procede al desbroce.

En los tramos en los que la superficie está deteriorada (15 por ciento de la vía) se restituye la capa de base que regulariza el relleno y proporciona la capacidad portante resistente requerida. Además, se aportará una capa de rodadura asfáltica extendida a lo largo de todo el recorrido del camino (4.495 metros) y a todo el ancho de su calzada (4,50 m), formada por un doble tratamiento superficial. Se terminará con la colocación también de señalización vertical.

CAMINOS VILLANOVENSES

El camino Cerro Bautista tiene una Longitud de 5,5 kilómetros y se intervendrá en todo el trazado Cuenta con una capa de piedra que hoy, mucho tiempo después de su colocación, está muy deteriorada sin que sea posible identificar tramos en buen estado. Sin embargo, la capacidad portante del terreno es elevada, consecuencia de las características geológicas de la zona. Por otra parte, el camino carece de obras de drenaje, tanto de carácter longitudinal como transversal.

La intervención consistirá en el desbroce, compactación y escarificación de la superficie. A lo largo de todo el recorrido se dispondrá una capa de base de zahorra artificial de 33 centímetros de espesor sobre la superficie actual extendida una sola capa de debidamente extendida nivelada y compactada sobre la que se dispondrá la capa de rodadura asfáltica descrita a continuación.

La sección transversal del firme termina con una capa de rodadura asfáltica extendida a lo largo de los 5.505 metros de longitud total del camino y todo su ancho (3,00 metros). Esta capa de rodadura está formada por un doble tratamiento superficial con dos riegos de betún asfáltico. El camino quedará dotado con cunetas sin revestir en 5.505 metros de longitud y se ha previsto la construcción de cuatro obras de paso. Se pondrá señalización vertical.

De otro lado, se mejorarán 5,5 kilómetros del Camino Herrera-Fuenlabrada. En los tramos más deteriorados (15 por ciento de la longitud conjunta de los tramos sobre los que se va a actuar), se removerá el terreno existente hasta los 50 centímetros de profundidad. Esta superficie será desbrozada, compactada y escarificada para asegurar la trabazón con el relleno granular que se colocará seguidamente.

En toda la longitud sobre la que se actúa se colocará una capa de base de zahorra artificial de 15 centímetros de espesor debidamente extendida, nivelada y compactada sobre la que finalmente se dispondrá la capa de rodadura asfáltica. La sección transversal del firme termina con una capa de rodadura asfáltica extendida a lo largo de los 5.490 m de longitud total del camino y todo su ancho (4,25 metros).

Esta capa de rodadura está formada por un doble tratamiento superficial con dos riegos de betún asfáltico. En cuanto al revestimiento de las cunetas, está previsto en 975 metros en los tramos que así se determine en el proyecto (por limite presupuestario no se puede actuar en más longitud de cuneta). Se terminará, como en los anteriores, con la coloración de señalización vertical.